Desde mediados de los años 90, Under Armour lleva fabricando prendas deportivas para los deportistas más exigentes. Su entrada en el mercado del calzado a supuesto la llegada de modelos muy agresivos, estéticas rompedoras e innovación en métodos de fabricación y nuevos materiales. Las Speedform RC (de las que podéis leer una enorme review de Jónatan Simón aquí) abrieron el camino a las Under Armour Speedform Apollo, unas zapatillas de nota.

Pese a su bajo peso y diseño muy agresivo con pinta de voladoras, lo cierto es que las UA Speedform Apollo son unas zapatillas neutras de tipo mixto, aptas tanto para entrenamientos de corta – media distancia de corredores hasta 85 kilos de peso, aunque también se deja querer por aquellos pronadores leves y, por qué no, soporta si le metemos caña en salidas rápidas y carreras.

under armour speedform apollo 1

Características de las Under Armour Speedform Apollo

Las Speedform Apollo atraen todas las miradas gracias a su llamativo upper. Toda la parte superior de esta zapatilla para correr esta formada por varias capaz unidas casi por arte de magia, sin costuras de por medio, por ultrasonidos y modelada en algunas zonas, como la parte delantera de los dedos o el collar. El objetivo: un ajuste perfecto, como un guante.

Under Armour encargó a Playtex la fabricación de los uppers. ¿Qué es Playtex? os sorprenderéis, pero se trata de una fabrica de sujetadores. Sí sí, sujetadores. La comodidad y el ajuste son claves en los sujetadores, pero además Playtex fue la empresa encargada de confeccionar los trajes utilizado por los astronautas del Apollo 11, ahí es nada.

under armour speedform apollo 4

Los materiales utilizados son muy elásticos y ligeros, la lengüeta tras las primeras pruebas es excepcional, tanto en frescura (el perforado es abundante y grande), como en ajuste, que con un acabado asimétrico se acopla perfectamente. Por su parte, el material es más elástico en la parte del collar que rodea el tobillo. En esa zona tiene un perfil muy bajo, pero el material – aun sin ser mullido -, es agradable y no molesta para nada, incluyendo en la parte exterior un refuerzo para mantener la estructura.

Micro G, el componente estrella de la mediasuela

Under Armour apuesta de nuevo por el Micro G para la composición de la mediasuela en las Speedform Apollo, y no es para menos dado el nivel de calidad que ha alcanzado. Al igual que las Monza, el Micro G proporciona un nivel óptimo de amortiguación sin dejar de lado la respuesta, que es muy firme en cada zancada.

under armour speedform apollo 6

A lo largo de toda la mediasuela, van variando el diseño del compuesto, orientado a adaptarse en cada parte del pie. En la zona del arco plantar, encontramos una inyección de TPU para dar mayor soporte y estabilidad. Ya en la suela, su diseño tampoco pasa desapercibido, ya que se inspira en el del pie humano.

Dispone de esa geometría característica de los humanos, imitando huesos y tendones. Gracias a la durabilidad del MicroG, las Apollo no necesitan de capa externa, salvo en la zona del talón y la delantera. Allí tenemos piezas o “pads” de Light Speed Grid, que refuerza la zona y mejora la tracción y agarre.

Speedform Apollo, las mixtas con ajuste perfecto

Las Under Armour Speedform Apollo tienen un peso de 198 gramos y un drop de 8 milímetros (26/18mm). Como decía al comienzo, pese a su aspecto agresivo (opinión personal, claro) pueden utilizarse como zapatillas de entrenamiento o competición en corredores de hasta 85 kilos, principalmente por zonas de asfalto/acera.

Además, su interior Under Armour 4D Foam elimina la plantilla tradicional para adaptarse perfectamente e incluso pueden utilizarse sin calcetines. El precio oficial de las Speedform Apollo es de unos 125€ y se puede encontrar en tiendas con llamativos colores azules/metalizado, amarillas/negras y naranjas/verdes.

DEJAR UNA RESPUESTA