Análisis de los calcetines XWIN para correr y ciclismo

Calcetines Xwin running amarillos

Mimamos mucho la elección de nuestras zapatillas para correr, pero tan importantes como ellas, incluso más, son los calcetines que usamos en nuestros entrenamientos y carreras, pudiendo marcar la diferencia entre acabar con los pies hechos polvo o frescos como una rosa.

Ya hace meses que publiqué una lista con algunos de los mejores calcetines técnicos para correr, especialmente creados para este deporte que nos ahorrarán muchos dolores de cabeza en forma de ampollas e irritaciones.

La compañía española XWIN (con base en Barcelona, en concreto) es una marca especializada en el desarrollo y la fabricación de material deportivo, y entre su catálogo tienen productos tanto para running, como para ciclismo, medias de compresión, calcetines de montaña, especiales deportes de raqueta y también una inminente linea de accesorios de invierno.

Calcetines Xwin New York

Me propusieron muy amablemente probar uno de sus modelos de calcetines para correr, así como un par de la línea de ciclismo.

Análisis de los calcetines para correr XWIN New York

El primero de los calcetines de XWIN de los que hablaré serán los dedicados para correr. En concreto los Xwin New York, en un amarillo bastante llamativo, aunque para aquellos que busquen algo más discreto también están disponibles en gris y “fresa”. En este caso se trata del modelo con caña normal (sobre tobillo), pero también hay una variante “Invisible” de caña baja, variando un poquito el diseño y los colores.

Calcetines Xwin drytex fibra

Son unos calcetines que a primera vista parecen más gorditos, pero realmente una vez puestos no lo son tanto, sino que las fibras se estiran y se adaptan a las formas del pie. Están totalmente fabricados sin costuras, fundamental para que esas uniones de las distintas partes puedan acabar molestando con el paso de los kilómetros.

En concreto, están compuestos de un 52% de poliamida, 3% de elastano y 45% de Drytex Comfort, el material técnico estrella que utilizan en sus prendas que tiene un tacto suave. Este tejido es el encargado de mantener el pié seco y puedo dar fe de ellos porque estas últimas semanas no ha hecho precisamente fresco por mi zona.

El tejido Drytex es transpirable, manteniendo el pie fresco al mismo tiempo que expulsa la humedad para no quedar empapado. En general las semanas que he estado utilizando este modelo no he tenido ninguna queja, no he sentido roces, no llegan a ser compresivos así que se adaptan con una fuerza uniforme y agradable, y tampoco tienen signos de desgaste (tanto la puntera como el talón están reforzados).

Los calcetines XWIN New York se pueden comprar en la propia web de la marca y tienen un precio de 11,99€, pero si prefieres el modelo “Invisible”, el precio baja hasta los 7,99€.

Análisis de los calcetines XWIN para ciclismo Colección Tourmalet

Por otra parte también he estado probando su modelo estrella en la gama de calcetines para ciclismo. Al igual que en la carrera pie, sobre la bici también necesitamos unos calcetines adecuados, que ventilen el pie y no nos hagan roces.

Calcetines Xwin ciclismo

En este caso no hay refuerzos y el diseño en blanco también es mucho más sencillo, incluyendo solo una serie de “flechas” negras (salvo la última, roja) que dan forma a la estructura de las fibras del calcetín y fijan el calcetín a la piel para que no se desplace y de lugar a ampollas.

Tampoco hay costura alguna en toda su fabricación, que está compuesta por un 34% poliamida, 3% elastano, 13% elastodieno y por último el porcentaje de Drytex Comfort aumenta hasta el 50% con respecto a los calcetines de running. Con ese tejido técnico, se vuelve a conseguir un calcetín transpirable que mantiene el pié seco y con un peso bajísimo de sólo 19 gramos.

Este modelo de la Colección Tourmalet de Xwin está disponible en caña sobre tobillo (con otro diseño) y en este de caña alta especial, tanto en blanco como en negro, a un precio de 14.99€ también en su web.

En líneas generales dos muy buenos productos para deportistas que me dejan un buen sabor de boca, principalmente porque no me han dado muestras de “debilidad” en bastantes kilómetros. Para aquellos que se fijan más en el precio, no hay que olvidar que es un gasto ínfimo comparado con lo que nos gastamos en zapatillas (y demás equipamiento para ir bien guapos) y la diferencia entre un calcetín normal y un buen técnico, se nota. Más sobre la marca Xwin en su web.